Imagen21
En una evento y especialmente en el caso de una boda cada detalle, por pequeño que sea cuenta, y en este caso la iluminación es uno de ellos. De hecho, si se trata de una celebración por la noche y esta tiene lugar en un espacio abierto o exterior, la iluminación será protagonista. Debéis tener en cuenta que no hay que excederse y poner demasiada luz, pero tampoco hay que quedarse corto y que por elegir una luz muy indirecta y poco intensa, apenas se vean los propios invitados o incluso la comida.

Deberéis tener en cuenta el lugar donde situaréis los focos de luz principales. La entrada, las mesas, la zona de baile… serán los principales sitios a iluminar y dónde más intensa deberá ser para evitar problemas. Igualmente es importante saber de qué se dipone en el espacio elegido y que el montaje sea lo más limpio posible. De nada servirá tener una iluminación especial y llamativa si luego encontramos cables, tomas o trust a la vista.

Dependerá del lugar elegido el que el sitio cuente ya o no con soportes de luz especiales para el jardin, el patio… Si no es así pueden que trabajar con algún proveedorespecializado en este tipo de montajes. Si el espacio donde celebráis vuestra boda o evento es vuestro y no sábéis cómo decorarlo también podréis contratar alguna empresa que lo haga o bien, definiendo algunos criterios básicos de montaje podréis hacerlo vosotros mismos.
Velas, antorchas, luces, farolas, lámparas… Todo vale para conseguir el estilo y efectos deseados. No olvidéis que en este sentido la planificación es imprescindible.
Esperamos que os hayan servido estas ideas si estáis pensando en celebrar un evento al aire libre por la noche. Y como siempre no dejéis de contarnos vuestras experiencias y darnos los consejos que os parezcan apropiados.