restaurante-wabi-sabi-sandra-tarruella-2
Aunque nos parezca mentira ¡este finde no tenemos boda! Es un pequeño paréntesis antes de empezar una super maratón que no termina hasta octubre, así que nos vamos a dedicar a relajarnos, que nos lo merecemos, aunque el domingo tenemos una cita con una de nuestras novias preferidas en Valladolid 😉

¿Qué hacer un fin de semana en Valladolid?

Comer, comer y comer
Sin duda, uno de los mayores atractivos de valladolid son sus pinchos, ya os hemos hablado otras veces de nuestros bares preferidos, La Tasquita, Los Zagales, Villa Paramesa, Triana, el Corcho…. todos estos son de pinchos pero si lo que  quieres es sentarte a comer por el centro tienes varias opciones:

Para todos los bolsillos

Wabi Sabi

Un japones digno de estar entre los mejores de España, siguiendo el estilo del Kabuki mezcla la cocina Japonesa con la mediterranea, imprescindible probar el Tamago, niguiri de huevo de codorniz con trufa o su famosa burgueisa, una hamburguesita de atún con esparragos marinos y pan de algas ¡de diez! (Plaza de Coca)



Cuatro Platos

Situado en un local de la emergente plaza Cantarranas, es uno de esos sitios que te invita a quedarte. Lo mejor es el menú diario, una relación calidad precio excelente.


Corinto

Un local de toda la vida recién remodelado con un gusto exquisito. Además no solo han remodelado el local, si no que nos plantean eventos tan divertidos como la Ladies Nigth, todos los jueves menú solo para chicas, con dos copas incluidas!
La nueva carta nos gusta de principio a fin, os recomendamos su ensalada de tartar de tomate y el tataki de atún, aunque las hamburguesas, la pasta, la carne…. ¡también nos encanta!
(María de molina)

Para ocasiones especiales

Martín Quiroga
Este es un pelín más exclusivo, para celebrar algo o para darte un capricho. Hay que reservar con muchisimo tiempo de antelación porque solo tienen 4 mesas. No tienen carta, la carta varía según el día pero cualquier cosa que pidas seguro que está buenísima. Lo que más nos gustó el día que fuimos fueron unas alcachofas y un carpaccio de langostinos.

Dámaso
Para ir a Dámaso tienes que coger el coche porque está en Puente Duero pero sin ninguna duda, merece la pena. Es un poquito más grande que el  MQ pero tampoco mucho más. Tampoco tienen carta, trabajan con los productos de temporada, ahora mismo tienen los mejores espárragos que has probado en tu vida, normalmente recomienda pedir dos primeros para cada uno y un segundo porque son raciones pequeñitas (no ridículas) y con tres platos terminas saciado.

 Ya sabéis, si algún día venís por Valladolid, no dejéis de visitar alguno de estos sitios, ya sabéis que nunca recomendaríamos algo que no nos gustase!
¡Feliz finde!